Metodología de la Programación Didáctica

La metodología de la programación didáctica es el conjunto de técnicas, estrategias y materiales que utilizas para facilitar el aprendizaje de los alumnos. Por supuesto, deben estar orientadas a alcanzar los objetivos y a desarrollar las competencias. Y, además, sirven para explicar los contenidos. Aunque pueda parecer complejo, puede convertirse en la parte más sencilla de la programación porque solo tienes que explicar cómo vas a dar clase. Mira los artículos que hemos creado para ti sobre metodología e inspírate para elaborar la tuya propia.

Nuestros artículos sobre metodología

La metodología es la parte más importante de tu programación didáctica, porque te define como docente. Deja que el tribunal vea qué buen profe eres y cuánto mereces una plaza.

Metodología para una Programación Didáctica

El apartado de metodología es de los más importantes, junto con la evaluación. ¿Por qué? Porque los apartados previos, como los objetivos o los contenidos, son copia-pega en gran medida. Los marca el currículo y tú debes cumplirlos tal cual se plantean. Sin embargo, la metodología es un libro abierto dentro de tu programación didáctica. 

Si bien es cierto que el currículo y la Orden ECD 65/2015 marcan unas orientaciones metodológicas y pedagógicas, tú debes adaptarlas a tu nivel, a tu asignatura y, lo que es más importante, a tu grupo de alumnos. ¿Cómo lo hacemos?

En primer lugar, debes leer esas leyes: la LOE/LOMCE, el currículo nacional y autonómico y la ya citada Orden ECD 65/2015. Ahí encontrarás ideas sobre metodologías didácticas que puedes aplicar a tus clases.

En segundo lugar, siempre es interesante leer libros del tema, especialmente aquellos que te resulten más interesantes y acordes a tu forma de enseñar. Por ejemplo, si quieres aplicar el flipped classroom puedes echar un vistazo a The flipped classroom: Cómo convertir la escuela en un espacio de aprendizaje. O si quieres implementar el aprendizaje basado en proyectos (ABP), Aprendo Porque Quiero: El Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP), paso a paso, entre otros. Nútrete de la experiencia de otros docentes y dale lustre a tu metodología didáctica.

Cómo defender la Metodología de la Programación Didáctica

El mejor consejo que te puedo dar para que defiendas tu metodología en las oposiciones es que te muestres tal y como eres. Si te gusta enseñar y quieres conseguir una plaza, se va a notar. Con esto ya tienes parte del camino hecho.

Pero, ¿cómo destacar para que el tribunal me prefiere a mí antes que a otro? Sé natural. Si tienes una buena propuesta didáctica, ya sumamos un 80% hecho. ¿Y qué significa “una buena propuesta didáctica”? Que esté pensada para facilitar el aprendizaje. Huye de las clases magistrales y de la monotonía. Que tu metodología no se base en que los alumnos escuchen y hagan ejercicios aburridos.

La propia legislación insta a usar metodologías activas, así que combina una parte magistral con otras actividades como debates, proyectos o lluvias de ideas. Haz que los ejercicios también sean variados y aprovecha recursos didácticos diversos para fomentar diferentes tipos de aprendizaje. Haz que el proceso de enseñanza-aprendizaje sea una aventura enriquecedora para todos.

Saca a relucir tu pasión por la docencia y muéstrate transparente ante el tribunal.